Historia de Golfo di NapoliLa historia comienza en Nápoles Italia,ciudad natal de Vincenzo Guarino propietario del Golfo di Napoli. Desde pequeño frecuentaba los restaurantes y pizzerías viendo con gran admiración a pizzaiolos que preparando la pizza la lanzaban al aire con gran destreza para darle forma y con dedicación agregaban los ingredientes. Siempre le interesó el rubro,hasta que finalmente a los 13 años de edad su padre consiguió con un amigo dueño de un restaurante que pudiera entrar a trabajar en sus días libres para comenzar ayudando con los platos para piano piano llegar a la cocina. Así fueron sus inicios en esta pasión por la gastronomía. Al poco tiempo viajó desde Nápoles a la ciudad de Toscana ya como ayudante de cocina. Gracias a su espíritu de superación comenzó a viajar por la gran Italia, adquiriendo experiencia hasta llegar a Japón en donde trabajó haciendo las mejores pastas y pizzas para los nipones. Como a todos o casi todos le llegó la hora de enamorarse. Vincenzo conoció a su futura esposa Marina ;chilena; y en 1992 en Italia formaron una linda familia.De ese amor nació su hija Giovanna que hoy también colabora en el restaurante. De ahí en adelante comenzó una historia de esfuerzos, sacrificios y perseverancia en el rubro gastronómico. En 1994 crearon su primera pizzería, comenzaron a participar en campeonatos mundiales de la pizza en Salso Maggiore obteniendo varios reconocimientos.

-En el año 2002 en búsqueda de Nuevos Horizontes y para estar más cerca de la familia de su señora llegaron a instalarse a Ñuñoa trayendo una maleta llena de sueños. Inauguraron su primera pizzería al paso en la esquina de Irarrázaval con Pedro de Valdivia" Pizza a Tavola". Es aquí donde Vincenzo se dio a conocer en Ñuñoa gracias a su carácter sociable,perseverante y emprendedor. Dos años más tarde encontraron un local más grande que llamaron Golfo di Napoli para poder así recibir a su clientela que cada vez era más numerosa.